Archivo de la etiqueta: clima

Cuidados de la Poinsettia

Seguro que en breve te regalarán o regalarás una Poinsettia. Pero… ¿Sabes cuáles son sus cuidados? ¿Sabes cómo recuperar el rojo de las hojas? ¿Has conseguido que una Poinsettia te dure de una temporada a otra?

Te contamos todos los consejos para conseguir que la Poinsettia sea la reina de casa.

La coloración de la Poinsettia

Si la Poinsettia –Flor de Pascua– de las Navidades pasadas te ha sobrivido, puede que no tenga las hojas rojas. En este vídeo conocerás cuando las hojas de esta planta empiezan a enrojecer:

Antes de la floración, debes abonar la Poinsettia con un abono específico. Así estimularás la floración.

Cuidados de la Ponsettia

Una vez comprada o regalada la Flor de Pascua debes seguir unos consejos para que sobreviva en el hogar. Puedes visualizar este vídeo:

Origen: Méjico

Luz: Indirecta al menos durante 6 horas al día.

Ubicación: Cerca de una ventana, por ejemplo. Sin corrientes de aire y lejos de la calefacción.

Temperatura: 17-21ºC

Clima: templado. Sensibles al frío.

Riego: Cuando el substrato esté seco. Evitar que las hojas de se mojen y los encharcamientos.

Abono: Hacerlo con una abono para poinsettias antes de la floración.

Trasplante: No en época de Navidad porqué es cuando florece.

 

Consejos para una Poinsettia duradera

Tras las Navidades, las hojas rojas de la Poinsettia puede que hayan desaparecido. No te preocupes, si sigues los consejos del vídeo, el año que viene volverán a enrojecer:

Consejo 1: Mantener la Poinsettia dentro de casa hasta marzo, durante todo el invierno, pues no aguanta el frío.

Consejo 2: En primavera colocar la flor de pascua en el exterior del hogar a media sombra. Dejarla hasta finales de agosto. Regar más a menudo (cuando el substrato se seque).

Consejo 3: En abril puedes trasplantarla si es necesario.

Consejo 4: Entre abril y mayo realizaremos una poda.

Consejo 5: En primavera y verano abonar con un abono específico

Consejo 6: En septiembre, cuando las temperaturas bajen, colocar la Poinsettia de nuevo en el interior de casa.

 

 

 

Anuncios

Flores que se comen

¿Sabías que algunas flores se comen? Nos referimos no solo a las flores-flores, sino a flores-frutos. Es decir, los frutos de los cultivos que a la vez son flores. Por ejemplo, la alcachofa.

Ahí van algunas más.

Alcachofa

La alcachofa es uno de esos flores-frutos que nos llevamos al paladar, sobretodo en otoño e invierno, su momento más álgido.

Su cultivo suele hacerse en bancales, pero también es posible cultivar alcachofas en macetas. Solo debes tener en cuenta que tengan espacio suficiente para su crecimiento.

Para cultivarlas se recomienda:

Clima: temperado.

Abono: rico en compost. Te recomendamos un abono orgánico para huerta.

Riego: frecuente.

Substrato: aireado y rico en materia orgánica. Por lo que si al suelo le falta, prueba con enriquecerlo con este compost orgánico.

Floración: des de mediados de otoño hasta mediados de primavera.

Un plato típico con alcachofas es la receta Alcachofas salteadas con jamón.

Flor de calabacín

En este caso, la flor de calabacín, sí se trata de una flor-flor comestible. Es muy apreciada en la cocina por su sabor fino y delicado.

Consejos para su uso culinario:

  • Recolección: a primera hora de la mañana para que estén más tiernas y frescas.
  • Uso: deben consumirse el mismo día.
  • Recetas: suele consumirse rebozada en harina y frita.
  • Gusto: ligeramente dulce con un toque amargo.

Coliflor

La coliflor es una flor-fruto muy típico de otoño-invierno, sobretodo entre septiembre y enero. La variedad blanca es la más común.

Para su cultivo se recomienda:

  • Clima: aunque se puede cultivar en la mayoría de climas, mejor climas frescos.
  • Plantación: a partir de septiembre.
  • Riego: mantener el suelo húmedo sin encharcamientos. Si tienes riego gota a gota, será un buen consejo.
  • Abonado: Abonar bien. Abono Orgánico Huerta BIOFLOWER.
  • Substrato: prefieren suelos neutros.

Características nutricionales: rica en fibra, vitaminas (del grupo C y B) y minerales.

Girasol

Finalmente, la flor de girasol en realidad nos la comemos a cachitos. 🙂 Pipa a pipa.

América del Norte es uno de las zonas donde más se cultivan los girasoles. Pero también se apuesta fuerte en otros en México, Peru y en los últimos años tiene un auge en España. Actualmente se siembra girasol en 6 continentes siendo la superficie mundial de 26 millones de hectáreas con una producción total de 40 millones de TM.

Propiedades de las pipas de girasol:

  • ricas en vitamina E
  • calcio
  • fósforo
  • y ácidos grasos.

Ideales para:

  • prevenir las enfermedades cardiovasculares.
  • buenas para prevenir lesiones a deportistas.
  • buenas para la actividad cerebral.
  • buenas para la piel por su vitamina E.

 

¿Cuál es el clima adecuado para nuestro huerto?

Antes de plantar una hortaliza en tu huerto doméstico ten en cuenta, también, el clima de tu zona y escoge variedades que vayan en consonancia con él.

Las verduras y hortalizas normalmente se desarrollan de una manera satisfactoria en temperaturas entre 5º y 30ºC. A más temperatura, crecimiento más rápido; y a menor temperatura, crecimiento más lento.

Otros consejos a tener en cuenta es que las hortalizas de hoja (como la lechuga o la col) se estropean si florecen prematuramente en climas cálidos. Por el contrario, en otras como el pimiento, las heladas les puede provocar una menor producción.

Toma nota de ello. Más consejos en Huerto Doméstico.